Exclusivo
Deportes

Kevin Torres, un campeón eterno con Barcelona

Fue uno de los juveniles de la estrella 14 del Ídolo en el 2012.

tt
Kevin Torres, se fue al cielo a los 27 años.Adrián Peñaherrera

Cuando debutó en Barcelona tenía 18 años. Ese día fue inolvidable para Kevin Torres Andrade, pues siempre contaba que Damián Díaz y Máximo Banguera lo felicitaron. Eso fue imborrable para el chico que llegó a los 13 años al Ídolo, pero en el 2012 jugó varios partidos y fue parte de la estrella 14.

Nueve años después, a los 27 y alejado de las canchas, debido a que se dedicó al comercio, Kevin perdió la vida junto a Rodolfo Gómez y una menor de edad en un accidente de tránsito, cuando el camión en que viajaba se accidentó en la zona de Santa Teresita, del cantón Molleturo.

A-1-3222526 (13222526)

Kevin Torres se llevó la estrella 14 de Barcelona al cielo

Leer más

¿QUIÉN ERA?

Kevin, así lo llamaban en Naranjal, tierra de donde era. Por eso en Barcelona sus compañeros le decían Naranjito.

Jugaba de cinco o defensa central. Fue el profesor Luis Zubeldía quien lo vio en las menores, pero Gustavo Costas lo llevó al equipo de primera.

Torres tuvo un debut soñando, en un partido ante el Deportivo Cuenca. Cuando salió al cambio, Damián ‘Kitu’ Díaz lo felicitó a lo grande.

Torres Andrade era el segundo de cuatro hermanos del hogar de Janeth Andrade y Jhonny Torres. Desde “peladito” le gustó el fútbol. A los 9 años era un delantero con gol del Juventud, de la ciudadela Juan Pastor, de Naranjal.

Luego pasó a la escuela Marcos Chica, por tres años. Cuando tenía 13 ‘vueltas’ decidió probar suerte en Guayaquil. Todo estaba escrito para su llegada al Ídolo. Lo dejaron en la terminal terrestre y debió subirse al bus de la línea 2, hasta llegar al Monumental.

EgsqptyUcAAQ_yp

Chito Vera y la cumbia chonera en Las Vegas

Leer más

En el 2012, Kevin fue uno de los juveniles con los que contó el DT Gustavo Costas, además estuvo en Nueva York para el Clásico del Astillero. “Estoy soñando”, decía.

Hoy Kevin Torres está en el cielo, junto a su bisabuela Cirila, a quien recordaba cuando logró la estrella 14.